Tejado

Dos versiones de cubierta ha tenido el chozo. La primera versión surgió de la geometría sagrada, pronto se vio pervertida por el ego, incluso por la soberbia. El fuego refundió todo eso en algo mucho más armonioso, más integrado en el paisaje. De la cúpula geodésica a la cubierta recíproca. El reflejo de una evolución natural en la que van quedando reflejadas las lecciones aprendidas. Si el tejado es la parte más importante de un chozo, este chozo ya tiene un buen tejado, y además, cual templo, un cimborrio por el que entra y sale el aire, el calor, el frío, la luz y la sombra.