¡Nilo!

Trajiste aguas, y con ellas te bautizamos.

Nilo Barco Robleda

Agua de lluvia, clara y pura, como la mirada que sale esos ojos atentos, curiosos, cautivadores.

Nilo Blanco y Nilo Azul, esos son los principales afluentes de uno de los ríos más importantes de la Tierra. En su delta apareció la piedra de Roseta. Sus crecidas fueron veneradas desde los orígenes de la agricultura, por traer fertilidad a la tierra. Happi, padre de los dioses, dios del Nilo desbordado, un hombre rodeado de loto y papiro, ambiguo, versátil, vivificador y generador de fecundidad y riqueza.

¡Bienvenido Nilo!

Justo hoy hace un año que tu padre y tu madre supieron que ya estabas por ahí, y por estas fechas, en 2014, nació este espacio donde te hemos celebrado, el chozo cumple 7 años.

¡Felicidades Chozo!

El día empezó con una lluvia amable, muy bien recibida por las plantas y los suelos, cuando llegasteis, encendimos un fuego en el que quemamos maderas centenarias, hicimos ofrendas en honor a la cultura y la arquitectura popular, comimos manjares de la dehesa y de la huerta, bebimos agua de la Fuente del Castillo y vinos de la tierra. Nos visitaron, Isabel y Antonio, ambos Román, que vinieron a felicitar al chozo, por su cambio de ciclo.

África, querido Nilo, fue una de las protagonistas del día. Una piedra que apareció mientras se construía la pared del chozo, y que, en honor a este castigado continente, colocamos de forma vertical. Ahora todo tiene mucho más sentido.

Ahí está el Nilo, en África, recorriendo desde hace miles de años Tanzania, Uganda, Ruanda, Burundi, Congo-Kinshasa, Kenia, Etiopía, Eritrea, Sudán del Sur, Sudán y Egipto, hasta llegar al Mediterráneo. Y ahí está también desde hoy el Nilo, en la pared del chozo, por obra de tu padre, el padre del dios Happi! Que te representó Azul, mientras tu madre te daba su esencia Blanca. Azul y Blanco, los principales afluentes de Nilo.

Al caer el sol, millones de escarabajos salieron a celebrar, como cada día, lo hermoso de la vida, y tu padre, tu madre, Jesús, Ángel y quien escribe, hicimos lo propio.

¡Que el viaje sea largo, que el chozo esté en vuestro camino, y que nos encontremos muy pronto!

3 comentarios en “¡Nilo!

    1. ¡Felicidades! Fue una suerte poder compartir allí un ratito en este sábado de otoño, y conocer a Nilo y a sus padres, en el entorno que Antonio ha convertido en un paraíso en plena dehesa extremeña. ¡Precioso este post dedicado a Nilo y al primer ciclo de vida del Chozo!

  1. Felicidades por estos siete maravillosos años!
    Gracias por tantas historias de vida, desde entonces, ahí relatadas… Gracias por seguir generándolas de esa manera tan mágica y con tanta belleza.

    Gracias por reducir nuestro hambre de soberanía a base de vinos de la tierra, manjares de la huerta, atardeceres arropados por el Fuego bienvenido del otoño y la manta estrellada de sus largas noches…

    Salud y fertilidad para el Chozo y sus habitantes. Una suerte haber presenciado tanta maravilla 😉

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s